almanzor
Castillia y León,  España,  Europa,  Montañas,  Sierra de Gredos,  Viajes

Almanzor – Sierra de Gredos, ascenso al pico más alto 2592m

El Almanzor (2592m) es el pico más alto de la Sierra de Gredos en España. Está situada en el macizo central de la Península Ibérica, al oeste de Madrid, en el límite de las comunidades autónomas de Castilla y León y Extremadura. Las montañas recuerdan a los Tatras en su estructura y altura, especialmente los Tatras altos y eslovacos. Hermosos picos rocosos, lagos de montaña y una gran cantidad de las cabras: eso es la Sierra de Gredos en pocas palabras, y especialmente la cadena del Circo de Gredos.

Fui a la Sierra de Gredos a mediados de agosto. Según mis averiguaciones, la mejor y prácticamente única manera de llegar al sendero (aparte de una larga caminata) es llegar al aparcamiento en coche. Por lo tanto, queriendo además probar la vida en una furgoneta, alquilamos un coche más grande con el equipo de alojamiento necesario y salimos a la montaña.

La ruta total hasta el Almanzor mide unos 18 kilómetros (ida y vuelta) y cerca de 1200 metros de desnivel. Dividimos la subida en dos etapas: el primer día por la tarde para llegamos a los alrededores del Refugio Laguna Granda, y al día siguiente para subimos a la cumbre del Almanzor y volvemos al coche y a Madrid.

A continuación una descripción de la subida a la cumbre del Almanzor en pleno verano 🙂

Inicio de la ruta – Aparcamiento de la Plataforma de Gredos

El camino hacia la cumbre del Almanzor comienza en el aparcamiento de la Plataforma de Gredos. Este es también el mismo sendero que va a la cabaña del Refugio Laguna Grande y al estanque de la Laguna Grande. El aparcamiento está situado a 12 kilómetros de la localidad de Hoyas de Espinos. A mitad del camino, en el kilómetro 6 hay unas barreras. Allí es dónde hay que pagar una tasa (3 euros) para acceder la plataforma y el aparcamiento, pero sólo en horarios determinados:

  • de julio a septiembre, de 8 a 20 horas,
  • el resto del año, de 9 a 18 horas.

La tarifa es sólo para la entrada durante las horas designadas. Como llegamos al sendero justo después de las 8 de la tarde, nos perdimos la tarifa de aparcamiento. Puedes dejar tu coche en el aparcamiento por la noche. Hay 150 plazas de aparcamiento y un bar. Si va a realizar la ruta en verano, es aconsejable llegar con antelación para asegurarse una plaza de aparcamiento.

Sendero al Refugio Laguna Grande

Salimos al camino alrededor de las 20:20. Ese día planeamos llegar a los alrededores de la cabaña del Refugio Laguna Grande y la laguna Grande y pasar la noche allí. El camino hacia el refugio es amplio y claramente visible. Tenemos unos 6,8 kilómetros que recorrer hasta el refugio desde el aparcamiento, unos 450 metros de subida y 250 metros de bajada. Se tarda unas 2 horas en recorrer esta distancia.

Desde el aparcamiento de la Plataforma de Gredos (a unos 1750 m), partimos por un camino ancho y rocoso alrededor del cual pastan las vacas. Después de aproximadamente 1,5 km hay un puente de hormigón sobre el río, tras el cual comienza la subida al Mirador Circo de Gredos. A lo largo del camino nos cruzamos con rebaños de rebecos, incluido uno que se acerca a los jovenes muchachos que toman un descanso y comen galletas. Los animales buscan comida, no tienen miedo de las personas y casi, atacan al chico con las galletas. Rodearemos el rebaño y nos dirigiremos hacia arriba. Enfrente de la cima y del mirador hay una fuente.

Llegamos a los alrededores del mirador después de una hora del camino, justo al puesta del sol. Nos espera una hermosa vista del panorama del Circo de Gredos, los picos más altos de la Sierra de Gredos. Seguimos adelante, ya que nos queda una hora de marcha y con cada minuto que pasa está más oscuro. Detrás del mirador hay otra fuente donde nos llenamos de agua para nuestro vivac nocturno. Descendemos unos 200 metros hasta el refugio y la laguna Durante la última media hora ya hemos tenido que utilizar los frontales. Afortunadamente, la ruta es sencilla y fue fácil encontrar un buen camino.

Vivac bajo las estrellas en Laguna Grande

Si decidimos dividir el ascenso al pico Amanzor en dos días, podemos pernoctar en el Refugio Laguna Grande. La pernocta requiere la compra del desayuno y la cena. Si no hay más plazas en el albergue o si queremos vivir una aventura, podemos pasar la noche al aire libre, en lo que se conoce como vivac. Alrededor del lago y del refugio se colocan círculos de piedras para protegernos del viento. Los círculos vienen en diferentes tamaños y podemos elegir el que más nos convenga en términos de ubicación y accesibilidad.

Llegamos a la zona del refugio ya de noche y en fin de semana, y aún así encontramos un círculo perfecto. Oficialmente, no está permitido acampar, es decir, montar tiendas de campaña, en el parque. En la práctica, pudimos ver varias acampamientos montadas.

Como teníamos un hornillo, preparamos la cena caliente en el fuego. Además, a mediados de agosto se suelen ver muchas estrellas fugaces. Tuvimos suerte con los cielos sin nubes y la caída de las Perseidas de vez en cuando.

Ascenso a la cumbre del Almanzor

Tras ser despertados por el sol naciente con una hermosa vista de las montañas, tomamos el desayuno preparado en el hornillo. Podemos conseguir agua en el albergue (luego no hay fuentes en la ruta). En el refugio también hay taquillas especiales para el equipaje (lockers), podemos preguntar al personal del albergue sobre su disponibilidad. El precio de una taquilla es de 5 euros. Decidimos dejar los sacos de dormir, las esterillas y los utensilios de cocina y salimos a una caminata por la montaña.

Desde el refugio hasta la cima, el recorrido es de unos 5,7 kilómetros en total (ida y vuelta) y 670 metros de desnivel.

Comenzamos a caminar hacia la cumbre alrededor de las 10 de la mañana. Elegimos una ruta a través de los puntos: Hoya Antón, las portillas Bermeja y las portillas de Crampón. El inicio del sendero corre a la izquierda del refugio, a lo largo de rocas bastante suaves pero transitables hacia arriba. La ruta está marcada por hitos. El camino hacia Hoya Antón (2150m) tiene una suave pendiente y discurre por una cómoda hierba en algunos puntos. Hoya Antón es una pequeña cuenca entre las paredes bastante escarpadas del macizo del Circo de Gredos. Desde este punto podemos elegir entre dos rutas para llegar a la cumbre: desde el sur o desde el norte. Elegimos la ruta más popular desde el sur y nos dirigimos hacia arriba.

Portilla Bermeja (2410m)

A partir de este punto el camino es muy rocoso y muy empinado, en muchos lugares es bueno ayudarse con las manos. Al ver el perfil de la ruta aparece una pared prácticamente vertical enfrente de nosotros. Afortunadamente, es seco y las rocas son completamente antideslizantes. Nos acercamos desde la cima por el Canál de Portilla Bermeja hasta llegar a una bifurcación. Hay dos rutas a elegir: a la izquierda por el mirador – el paso de la Portilla Bermeja – o a la derecha por el Canál de Crampón (directamente a la cumbre del Almanzor). Optamos por pasar por las portillas de Bermeja y dirigirnos a la izquierda.

El camino sigue siendo muy rocoso, a veces hay que cruzar grandes piedras. Llegamos a la portilla sobre las 12:30. Donde el mirador, hay otro círculo de piedras, quizás para los que buscan un alojamiento realmente extremo 😉 Desde allí se obtiene una hermosa vista de las partes oriental y meridional de la Sierra de Gredos y de las tierras altas del oeste de España. Aquí nos tomamos un descanso para un segundo desayuno y seguimos adelante.

Subida a la cima

Desde Portilla Bermeja hasta la cumbre quedan unos 350m y unos 180m de ascenso vertical. El camino aquí es prácticamente vertical. Hasta la Portilla Crampón (2564m) se asciende por grandes rocas, aquí es buena idea seguir la senda marcada por los hitos. Justo antes de la Portilla Crampón, el sendero desciende de forma bastante pronunciada. Llegamos a la Portilla Crampón sobre las 13:40. Allí nos encontramos con los rebecos, que saltan sobre las piedras literalmente a 2 metros de nosotros.

La etapa final es una subida a la cumbre. La ruta es prácticamente vertical, pero afortunadamente no hay exposición. Nos movemos hacia arriba utilizando las manos y las piernas. La ruta es exigente pero no imposible de realizar. He encontrado información de que el nivel de dificultad según la escala de escalada es II+. Alcanzamos la cima del Almanzor (2592m) alrededor de las 14:10. Allí nos tomamos otro descanso. En algún momento entre la toma de fotos me meto el teléfono en la chaqueta (hace bastante viento, a pesar del sol abrasador). Y así, mientras me inclino, el teléfono se me escapa del bolsillo y se estrella contra las escarpadas rocas. Por desgracia, inmediatamente la pantalla deja de funcionar y pierdo el contacto con el mundo online durante los siguientes días, así como las fotos del viaje. Por suerte, tengo mi cámara conmigo y algunas fotos tomadas con ella 🙂

Descenso y regreso

Desde la cima descendemos por el Canál de Crampón. El descenso es largo y agotador. Tenemos que bajar unos 670 metros por un sendero empinado (hasta el albergue y el lago) y luego otros más de 450 metros hasta el aparcamiento. Llegamos al albergue sobre las 6 de la tarde. En España, por desgracia, incluso en los albergues, fuera de los horarios oficiales de las comidas, no se consigue nada caliente para comer. Pedimos una ensalada de pasta fría (lo único disponible aparte de los bocadillos) y nos descansamos por un ratito.

Después de una hora aproximadamente, nos dirigimos al aparcamiento. Me siento bastante cansado después de un largo día de caminata bajo el sol. Cuando llegamos a la primera fuente, uno de los rebecos está esperando allí. Estamos llenando nuestras botellas de agua cuando aparece una pareja con un perro. El perro no lleva cuerda y cuando vio al rebeco salió persiguiéndolo hacia el acantilado. El dueño corrió tras él, tras unos minutos de susto le vimos regresar junto a un perro cansado pero sano y salvo.

Una vez más, observamos los colores del sol poniente y llegamos al aparcamiento sobre las 21:30. Allí abrazamos rápidamente el coche y salimos hacia Madrid.

Si te ha resultado útil este post y te apetece apoyar mis esfuerzos, puedes invitarme a un café haciendo clic en el siguiente enlace. Gracias!

Postaw mi kawę na buycoffee.to

Podaj dalej:
fb-share-icon

¡Hola! Me llamo Zuzanna y soy de Polonia. Me encantan los viajes, especialmente por España y en las montañas. He creado este blog para copartir mis experiencias de viajes

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

11 + dos =